Vende tu auto
Tips y Consejos

10 tecnologías que debe tener tu auto para ahorrar combustible

Estos desarrollos permiten una mayor eficiencia ¿los conoces?

10 tecnologías que debe tener tu auto para ahorrar combustible

Vivimos una época donde cada vez tenemos que sacar más dinero de nuestra billetera. Cargarle combustible a nuestro vehículo se está volviendo más caro, por eso es importante comenzar a visibilizar alternativas de ahorro. A veces, por falta de información, no sabemos que a nuestra disposición hay varias tecnologías que nos permiten ahorrar el preciado combustible, por eso preparamos un listado para que sepas exactamente qué necesitas si quieres hacer tu movilidad mucho más eficiente.

Tal vez algunos de estos apartados te resulten conocidos, pero quizás hay otros que te ayuden a decidir la compra de tu próximo vehículo, y dejar por fin en el pasado a ese devorador de jugo de dinosaurios muertos que tienes en el garaje.

10 tecnologías para ahorrar combustible:

Inyección

Sí, lo sé, la época de los carburadores ya es historia, pero es importante seguir recalcando la importancia de la inyección de combustible con todas sus variantes (directa, multipunto, estratificada, etc.) Esta tecnología disponible tanto para motores motores diesel como gasolina, es una de las principales responsables de tener un impulsor más eficiente y también menos contaminante, ya que se estima que reduce un 15% el consumo y un 12% las emisiones de CO2, a la vez que entregan mejor potencia.

Downsizing

Lo que comenzó como tendencia hace algunos años, hoy en día es prácticamente una norma. El “downsizing” es ni más ni menos que la reducción de la cilindrada de los motores, los cuales, gracias a tecnologías como la mencionada inyección, rodamientos ligeros y turbocompresores, pueden lograr la misma potencia que impulsores de mayor tamaño, pero con mayor eficiencia y menor consumo de combustible. Sí, a mucha gente le gusta el sonido ronco de un viejo V8, pero a nadie le gusta pagarle la comida.

Desconexión de cilindros

Una alternativa muy inteligente al downsizing ya que prácticamente es como tener dos motores en uno. Este sistema permite desactivar los cilindros con ayuda de mecanismos controlados electrónicamente, que cierran las válvulas de admisión y escape en dichos cilindros, desactivando también la inyección de combustible en los mismos. Esto es especialmente útil cuando conducimos a velocidad crucero, donde no hace falta una entrega de potencia total. Llegado el caso, si se la requiere, la activación de los cilindros desconectados es instantánea, y el motor vuelve a funcionar en todo su esplendor.

Start/Stop

Hablando de desactivación ¿Qué mejor que apagar totalmente al responsable de consumir combustible? Se sabe que uno de los momentos menos eficientes en un viaje es cuando el vehículo está detenido pero con el motor encendido, y es ahí donde el sistemas de Start/Stop hace su trabajo, apagando automáticamente el motor cuando no estamos en movimiento (por ejemplo en un semáforo o durante un atasco) y encendiéndolo automáticamente apenas soltamos el freno.

Control de Velocidad Crucero

Una de las mejores aliadas para los viajes largos. Lo que a primera vista puede parecer simplemente un ítem de confort, en también una tecnología que permite un gran ahorro de combustible al mantener una velocidad constante, manteniendo el motor en el rango de revoluciones más eficiente y evitando aceleraciones y desaceleraciones innecesarias durante el viaje.

Hibridación

Y claro, llegamos a un ítem importante, el de la asistencia eléctrica. Que un vehículo pueda moverse ayudado por un motor eléctrico repercute drásticamente en el ahorro de combustible. Además, muchos sistemas pueden almacenar la energía generada por el movimiento en sus baterías, lo que convierte a los vehículos híbridos entre los más eficientes en cuanto a consumo se refiere.

Aerodinámica

Es cierto, no es una tecnología sino una rama en el estudio de la mecánica de fluidos, pero que bien aplicada en nuestro vehículo nos puede ayudar enormemente al ahorro de combustible. La quiero resaltar porque parece que a mucha gente se le olvida su importancia y pretende conseguir el mismo consumo en el SUV de moda que en un sedán o hatchack. Pues no, a mayor superficie frontal, peor coeficiente aerodinámico y por ende, mayor consumo. Si quieres sentirte importante, es más barato tomarse unas sesiones de terapia que pagar de más por un SUV.

Neumáticos de baja resistencia al rodamiento

Se estima que entre el 4 y 7% de la energía en el automóvil se pierde en el simple roce de las ruedas con el pavimento. El mundo automotriz cambió cuando se introdujeron los neumáticos radiales a mediados del Siglo XX, pero la cuestión no terminó allí, sino que hoy en día se siguen desarrollando técnicas para que las ruedas opongan cada vez menos resistencia al rodamiento sin comprometer el comportamiento dinámico del vehículo. Los últimos avances en esta materia están siendo vistos en los autos eléctricos, donde el caucho correcto puede aumentar drásticamente la autonomía. Pero ojo, también puedes hacer tu parte con las ruedas de tu auto a combustión, revisando frecuentemente la correcta presión de los neumáticos.

Reducción de peso

El conjunto de tecnologías que permite ahorrar peso en un vehículo muchas veces es invisible, pero se nota a la hora de revisar la eficiencia. Cuanto más pesado es un objeto más energía se requiere para moverlo, y en términos automotrices cada kilogramo cuenta. Hoy en día los procesos industriales permiten la fabricación de las estructuras en aceros de ultra alta resistencia, que permiten la utilización de menos metal y por ende, menos peso y mayor eficiencia. A esto se le suma la inclusión de materiales como el aluminio y el magnesio, agregando también materiales compuestos o a la estrella absoluta de la reducción de peso: la fibra de carbono.

Carpooling

¿Quieres tener un ahorro de combustible del 50% e incluso más? Ninguna de las tecnologías que te mencioné anteriormente alcanza estos niveles de ahorro. Y pensarás que estoy haciendo un chiste, pero hablando en serio, compartir el auto es por lejos la mejor forma de dividir los gastos y por ende, ahorrar en combustible. Actualmente existen varias apps que permiten a las personas compartir viajes, aunque también puedes hacerlo a la antigua y avisarle a tus amistades el recorrido que harás con el auto, por si desean sumarse. Piensa que habitualmente el trayecto que recorremos es el mismo que el que tienen que hacer otras personas, y completar las plazas disponibles en un vehículo es la manera más eficiente de transportarse.

¿Cuál es el carpooling ideal? Adivinaste, el transporte público. ¿Cuál es la opción más ecológica, saludable y 100% libre de costos y emisiones? Tu bicicleta y tus pies. A veces, ganarle a la pereza y caminar esas 10 calles puede ser mucho mejor que usar tu vehículo, y además es gratis.

Ezequiel Las Heras recomienda

Cuentanos que opinas