Tips y Consejos

¿Los rines siempre están sucios?

Aquí descubriremos algunos trucos y herramientas para tenerlos siempre perfectos

¿Los rines siempre están sucios?

En notas recientes ya te enseñamos a lavar tu auto o a cuidar los terminados de alcántara, hoy nos enfocaremos exclusivamente en los rines y las llantas.

Por lo regular son siempre lo más sucio del vehículo, y hay una razón lógica para ello, las llantas es la única superficie de contacto de nuestro vehículo con el camino.

Si bien es virtualmente imposible tener el área de la pisada de las llantas limpias -por razones más que obvias- el perfil de la misma y el centro del rin si deben ser sujetos a un proceso de limpieza regular y frecuente.

Otro de los agentes que contribuye a ensuciar los rines es el polvo de las balatas, pues recordemos que las pastillas de frenos son elastómeros que se van degradando con cada frenada, producto de la fricción de la mencionada pastilla con el disco de freno, sea de hierro o de material cerámico.

Lo más recomendable es gastar algún dinerito en hacerse de unas herramientas útiles para el proceso, un juego de cepillos de cerdas flexibles pero duras será de gran ayuda. En el mercado hay cientos de productos exclusivos para los rines, desde desengrasantes hasta abrillantadores, pero hay que tener cuidado de no afectar el acabado de los mismos ya que muchas veces están cubiertos por un barniz transparente para darle brillo, dichos detergentes y desengrasantes por lo regular no afectan el acabado, pero hay que ser cuidadosos si los rines a lavar son de alto desempeño, que puedan tener piezas de aluminio anodizado o tornillería con algún acabado susceptible a dañarse.

Otra buena inversión es una maquina de lavado a presión, gastan poca agua y nos ayudan mucho en este sucio proceso, que además es incómodo por la postura que hay que tener y también es tardado.

¿Cuál es la mejor manera de lavar un rin y una llanta?

Lo más simple es desmontándolos del auto pero es muy engorroso, ya que involucra otro tipo de trabajo y además nos hará presa de las bromas o cierto “buleo” de otros miembros de la familia o de los vecinos que nos tacharán de obsesivos al quitar los rines y llantas para solo lavarlos bien.

Ok, ya decidiste lavar los rines y llantas sin quitarlos de su lugar ¡Te felicito! Eres un tipo sensato.

Lo primero que hay que hacer es mojar las piezas, acto seguido se debe aplicar el desengrasante para los rines y dejarlo trabajar unos minutos en lo que procedemos a lavar la cara de la llanta, para ello solo es necesario un cepillo de cerdas duras y detergente común, o algún shampoo limpiador, que en realidad no es necesario, pero no estorba, por cierto si no quieres acabar con las manos como lija, usa guantes de goma resistentes.

Cuando procedas a lavar el rin hay que tener mucho cuidado en no hacerlo de una forma demasiado vigorosa, sobre todo en la zona de la válvula de inflado, que aunque es un elemento resistente no está diseñada para recibir constantes golpes de un cepillo que es frotado con fuerza. (Se de muchos casos de “pivotes” degollados por exceso de entusiasmo en la lavada) y por último procura que las mencionadas válvulas siempre tengan su respectivo tapón.

Otra zona a la que hay que dedicar tiempo y atención es la los orificios de la fijación del rin, ya que siempre están llenos de tierra, lodo y hasta pequeñas piedras, mismas que nos dificultarán la maniobra de desmontaje si se poncha una llanta en algún momento.

Cuando hayas terminado de enjabonar y cepillar toda la superficie, hay que enjuagar con un pequeño recipiente o con la máquina a presión.

Si eres de los afectos a usar abrillantador en las llantas te recomiendo que esperes a que estén perfectamente secas, atomízalo a una corta distancia y expándelo con una esponja destinada para ese fin y manipulala con cuidado ya que los residuos impregnados son grasosos y es una suciedad pegajosa y difícil de quitar.

Un último consejo, si en esta cuarentena vas a tener tu vehículo cubierto con una funda te aconsejo esperes a que esté perfectamente seco para cubrirlo, y no utilices abrillantador de llantas, ya que la funda seguramente terminará manchada en la zona de las llantas y esas manchas no se quitan con nada.

Alejandro Konstantonis recomienda

Cuéntanos que opinas