Vende tu auto
Tecnología

Ya existe una pintura que hace que el interior del automóvil esté fresco a los rayos del sol

Esta solución es sumamente innovadora, y pronto estará en los automóviles

Ya existe una pintura que hace que el interior del automóvil esté fresco a los rayos del sol

Si bien, el sol es la mayor fuente de luz de la Tierra, también es la mayor fuente de calor cuando sale el sol, su radiación se absorbe y genera calor. Así que cuanto más fuerte es el sol, más fuerte es la radiación, y más calor en atmosfera.

Un ejemplo de como los rayos del sol son absorbidos y convertidos en calor, es el automóvil. Y es que, al dejar estacionado un vehículo a cielo abierto, la radiación del sol hace que la cabina sea sumamente caliente.

Ante esta situación donde una mayor radiación significa más calor, Solcold, una empresa israelí, está desarrollando una innovación en la que un alto nivel de radiación es convertido en frio.

Solcold utiliza una tecnología que aprovecha el sol para hacer las cosas más frescas en lugar de más cálidas, así que cuanto más fuerte es el sol, más frío se pone el interior de un automóvil. En pocas palabras, la radiación del sol significa refrescarse y no calentarse.

Esta innovación se trata de un recubrimiento de doble capa que absorbe los rayos calientes del sol y vuelve a emitir esa energía en forma de frío. Esto quiere decir que cuanto más caliente es la radiación solar, más se enfría el recubrimiento.

Sin duda esta a solución libre de electricidad es potencialmente revolucionaria para climas intensamente soleados como África y América Central y del Sur.

Algo sumamente interesante de esta pintura es que puede ser utilizada en cualquier cosa, desde barcos de carga, construcciones, automóviles, aviones, satélites hasta invernaderos.

En el caso de los automóviles, el recubrimiento se coloca sobre la pintura de la carrocería para así refleja el calor del sol. Para probar su efectividad, Solcold hizo una prueba con tres Volkswagen: uno con el recubrimiento y dos sin la aplicación.

Al dejar uno de los autos estacionados bajo la sombra sin el material, la temperatura en el interior se midió en 40 grados centígrados. Por su parte, el que estaba bajo el sol sin el material tenía una temperatura interna de 55 grados centígrados.

En cambio, el vehículo cubierto con el material SolCold, desarrolló una temperatura interior de 37 grados centígrados a pesar de estar estacionado directo a los rayos del sol.

SolCold espera que su material entre en producción dentro de un año. Por el momento, Volkswagen y Toyota son los fabricantes de automóviles que están mostrando interés en esta revolucionara pintura.  

Luis Hernández recomienda

Cuentanos que opinas