Prueba de Manejo

Honda CR-V EXL Navi 2012 a prueba

Lo mejor está en el interior, buen manejo y mucho espacio

Honda CR-V EXL Navi 2012 a prueba

Antecedentes

La CR-V es una de las propuestas más nuevas en el mercado nacional pues el lanzamiento de la cuarta generación de este gustado vehículo data de hace pocos meses. El éxito en ventas se puede ver en las calles, con un gran número de CR-V 2012 circulando por ellas.

Precio: $387,900.00

Seguro: de $17,623.00 a $20,308.00 pesos (cobertura amplia)

Costos de mantenimiento de 0 a 60 mil km. $11,920.00

Rendimiento de combustible

Ciudad: 11.20 km/ litro

Carretera: 16.60 km/litro

Combinado: 13.12 km/litro

Gasto anual de combustible: $14,500.00

 

Características Técnicas y Mecánicas

Está impulsada por un motor de cuatro cilindros en línea de 2.4 litros de desplazamiento con 16 válvulas y sistema de admisión variable denominado por Honda como i-VTEC ( Variable Valve Timing and Lift Electronic Control) que entrega 177 hp en el rango de las 6,300 rpm y ofrece un torque de 164 lb-pie cuando la aguja del tacómetro marca las 4,400 revoluciones. Está acoplado a una transmisión automática de cinco velocidades, la tracción es integral.

Las dimensiones de la CR-V son un claro ejemplo del crecimiento de todos los segmentos de vehículos, la longitud es de 4,545, la anchura de 1,820, la altura de 1,655 y la distancia entre ejes es de 2,620 mm (todas las medidas son en milímetros).

 

Equipamiento de Seguridad

Como todo buen vehículo familiar, la seguridad activa y pasiva son temas que el fabricante se tomó muy en serio. Los frenos ABS son una norma y además cuentan con EBD (Distribución Electrónica del Frenado), el sistema TCS vigila la correcta tracción del vehículo y en caso de pérdida de la misma, actúa ayudando al conductor al cortar la entrega de torque sin que lo note.

En caso de un accidente inminente la CR-V ofrece seis bolsas de aire para protección de sus ocupantes: dos frontales, dos laterales y dos más de cortina.

Los asientos traseros ofrecen anclajes con el sistema LATCH para asientos de bebés y niños pequeños.

 

Garantías

Honda de México ofrece en la CR-V una garantía de tres años o 60 mil km y el cliente tiene la opción de comprar una extensión de la misma por dos años más o 40 mil km recorridos por $11,723.00 pesos

 

Interior

Los materiales están bien combinados en tonalidades acordes, los instrumentos y pantallas están bien ubicados. Hablando de displays de LCD, la CR-V le ofrece a sus ocupantes dos de ellos, el primero denominado Pantalla i-MID que muestra la información del equipo de audio y también del teléfono acoplado vía Bluetooth (dicho teléfono puede manipularse con los botones ubicados en el volante), la segunda pantalla de 6.1 pulgadas sensible al tacto está localizada al centro del tablero y nos muestra la cartografía del sistema GPS así como información de la emisora de radio y la imagen de la cámara de reversa cuando se realizan maniobras hacia atrás.

El equipo de audio reproduce discos compactos grabados en los formatos convencionales o MP3, además cuenta con interfaz para iPod, entrada USB y miniplug dentro de la consola central.

Los asientos están tapizados en piel, el del conductor ofrece ajustes eléctricos (el del copiloto es de accionamiento manual) y la banca trasera es abatible en 60-40% y es una de las más cómodas e ingeniosas del mercado pues para abatirlos sólo hay que abrir el portón de la cajuela y jalar unas palancas ubicada en cada uno de costados. Con un simple movimiento, la base del asiento de pliega hacia adelante y el respaldo se abate aumentando considerablemente el espacio de carga y formando una superficie completamente plana.

 

Manejo

La CR-V ofrece dos opciones de manejo, la tradicional y otra denominada ECON en donde el consumo de combustible se ve aminorado, así como la respuesta del acelerador en beneficio del medio ambiente.

De la manera tradicional el desempeño es satisfactorio y las aceleraciones son enteramente predecibles y el escalonamiento de la transmisión es el correcto, pese a ser sólo de cinco cambios.

Para el manejo ECON, el conductor tiene que pulsar un botón verde ubicado en el tablero y un ícono verde con forma de hojas de árbol se enciende en el cuadro de instrumentos. Dicho sistema interactúa con el motor, la dirección y el sistema de aire acondicionado así que cuidando los hábitos de manejo se pueden aumentar los rendimientos de combustible entre un 5% para un uso en ciudad y un 11% para carretera.

 

Conclusión

La Honda CR-V 2012 es un producto muy nuevo, con la frescura de estar “recién desempacado”. Un vehículo más práctico que emocional, confiable y de buenos rendimientos que para una familia de hasta cinco integrantes más el perro, es una buena elección. Cuenta con pocos puntos criticables, dos de ellos el alto precio del seguro y la garantía vigente de tan sólo tres años o 60 mil kilómetros.

 

Agradecemos a Centro Dinámico Pegaso por las facilidades otorgadas para la realización de este artículo

Centro Dinámico Pegaso

Facebook/Centro Dinámico Pegaso

Twitter: @CDinamicoPegaso

Honda CR-V a prueba en pista

Alejandro Konstantonis recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos