Škoda Vision X, el primer híbrido de la firma checa
12/03/2018 Salones del Automóvil

Škoda Vision X, el primer híbrido de la firma checa

Este SUV utiliza gasolina, gas natural comprimido y electricidad para su propulsión.

Si bien, Škoda no es un fabricante de automóviles global, eso no implica que aludamos el concepto que dio a conocer en la 88ª edición del Motor Show de Ginebra.

Siguiendo las tendencias de la industria del automóvil, este prototipo denominado como Vision X sigue la fórmula de ofrecer una carrocería de SUV y una gran eficiencia de combustible por medio de un sistema híbrido.

De proporciones compactas, la carrocería de este prototipo destaca por el llamativo color verde impuesto sobre las líneas definidas y los contornos nítidos. Para obtener una imagen más deportiva, el techo fue pintado en gris metálico, en tanto que los faldones laterales y los parachoques obtienen el mismo tratamiento, sólo que en acabado mate. A esta imagen inspirada en la tradición de la cristalería checa, el Škoda Vision X se suman los rines 20 pulgadas y un techo panorámico de cristal.

Al igual que el exterior, el interior de este concepto está definido por el futuro lenguaje de diseño Škoda. De este modo, la cabina ofrece una arquitectura con contornos anchos y ergonómicos en el tablero, una enorme pantalla táctil y detalles en cristal pulido.

Aunque se hace referencia que este SUV conceptual tiene un sistema híbrido para su accionamiento, la marca no mencionó cifras de poder, desempeño y consumo.

¿Qué opinas? Cuéntanos