Todo lo que debes saber sobre el aceite de motor
07/06/2016 Investigación

Todo lo que debes saber sobre el aceite de motor

Despejamos dudas con estos mitos y verdades sobre los lubricantes

En el mercado automotriz (y en  facetas de nuestra vida) existen muchas premisas que suelen darse como válidas, ya sea por la información que va pasando de boca a boca o porque a través del tiempo se fijadan en la mayoría de los usuarios por el equivocado “sentido común”.

Por esto decidimos esclarecer las que se refieren al aceite del motor de una vez por todas.

¿Es lo mismo utilizar cualquier lubricante?

Si nos referimos a viscosidades y componentes, debemos decir que cada lubricante es distinto. Cada uno está compuesto de diferentes tipos de bases y aditivos que le confieren propiedades diversas para varios usos. Tengamos en cuenta que no todos los autos son iguales. Por lo tanto, lo recomendable es seguir los consejos y recomendaciones de los fabricantes, y al momento de elegir, respetar siempre las viscosidades indicadas por ellos.

¿Qué pasa si cambio la marca de aceite en mi auto?

Siempre y cuando se respeten las viscosidades y características técnicas, el cambio de marca no debe influir en el resultado final. Todos los aceites de diferente marca pero iguales componentes y viscosidad equivalentes son compatibles.

Si el coche no consume aceite,  ¿Significa que funciona a la perfección?

Cuidado con esto, es una falacia. Es normal que el vehículo gaste aceite. Si los niveles no bajan para nada, puede significar que algo no anda bien en el motor. Por ejemplo, una de las causas podría ser que esté pasando gasolina al aceite. Mantener una regularidad en el recambio del lubricante y consultar al especialista es el mejor consejo para este caso.

“Lo importante es cambiar el aceite, cambiar el filtro es indistinto”

La función del filtro es retener las impurezas que pueden formarse en el lubricante. Si el filtro no está en óptimas condiciones, seguramente todas o muchas partículas de hollín o suciedad quedarán “nadando” en el aceite; acción que, a la larga, perjudicará hasta dañar a las piezas del motor.

¿Se debe agregar al lubricante algún tipo de aditivo extra?

Si el aceite empleado en el automóvil es el indicado por el fabricante, agregarle aditivos extras podría ser hasta perjudicial. Todo lubricante, antes de salir al mercado es sometido a pruebas que lo hacen específico y apropiado para cada clase diferente de vehículos.

“Si utilizamos lubricantes sintéticos de alta calidad y utilizamos poco el vehículo, los cambios de aceite no deben ser tan frecuentes”

Esta afirmación no es tal y resulta falsa, ya que los motores que no alcanzan la temperatura adecuada por tener poco uso terminan formando depósitos indeseables que pueden hacer fallar el sistema de combustión.

“Solamente hace falta medir el nivel del aceite cuando llega el kilometraje indicado. Antes, no es necesario”.

Esto es un mal hábito. Si nos acostumbramos a esta práctica, corremos el riesgo de dañar seriamente a nuestro vehículo. Debemos acostumbrarnos a revisar el nivel periódicamente, sobre todo antes de realizar trayectos largos ya que, en  el caso de que existiera alguna fuga que no percibimos, podríamos provocar graves daños al motor.

Si luego de un tiempo de trabajo el aceite se torna negruzco, ¿Significa que ya no sirve?

A pesar de que esta creencia esta difundida como certera, el momento en que el lubricante se tiñe de negro es cuando está en su mejor momento, ya que está limpiando el motor y lo está liberando del hollín que  produce la combustión. Este residuo del carbón es arrastrado por el aceite hasta los filtros, en donde los deposita. Almacenados los desechos, nuestra máquina queda libre de depósitos.

“El aceite no influye en el consumo”

Absolutamente falso. La función del aceite es mantener limpio y lubircado el motor. Por lo cual, si se utiliza combustible con bajo contenido de azufre el lubricante estará más limpio, durará más y por ende, el motor también.

¿Existe algún aceite que no se desgaste?

Lamentablemente no. Cuando el vehículo funciona a altas temperaturas el aceite se espesa y se oxida. Además, llega un momento en el cual está muy cargado de hollín o carbonilla. Es el momento de cambiarlo para evitar daños futuros y más graves.

¿Se puede mezclar aceites minerales con sintéticos?

Solamente en casos de extrema necesidad. Los aceites sintéticos son de calidad superior, por lo cual, la mezcla de ambos crearía un desbalance entre los componentes. Esto podría producir pérdida de funcionalidad, viscosidad y aditivos del lubricante utilizado, obteniendo como resultado una lubricación deficiente.

“Los lubricantes para motos y para autos son los mismos”

En realidad son parecidos, pero no cumplen las mismas características. Ambos tienen distintos aditivos que los hacen específicos para sus diferentes usos. Utilizar uno donde debería usarse el otro puede ocasionar fallas en el motor.

“En motores viejos se puede usar cualquier lubricante”

No es así. Los autos viejos que cuentan con un mantenimiento actualizado deben usar el mismo lubricante recomendado en el manual del vehículo. Si el coche tiene mucho kilometraje y no enturbia ni quema aceite, se recomienda seguir la indicación del fabricante.

Más allá de estas afirmaciones, lo importante es realizar el cambio de aceite en forma regular, ya que esto reduce la fricción en el motor obteniendo el rendimiento apropiado. Resulta fundamental elegir productos amigables con el medio ambiente.

¿Te sirvieron estos consejos? Cuéntanos tu experiencia.

 

 

¿Qué opinas? Cuéntanos